Cultura

EXPOSICIÓN

El Museo Goya de Zaragoza exhibe un Rubens de su mejor época

El óleo ‘Tetis recibiendo las armas de Aquiles’ se podrá contemplar en el centro hasta el próximo 30 de enero dentro de su programa de obra invitada

Rosario Añaños y José Luis Rodrigo, junto a la obra ‘Tetis recibiendo las armas de Aquiles’.
Rosario Añaños y José Luis Rodrigo, junto a la obra ‘Tetis recibiendo las armas de Aquiles’.
EFE

Un óleo de la mejor época de Pedro Pablo Rubens, Tetis recibiendo las armas de Aquiles, se podrá contemplar en el Museo Goya de Zaragoza hasta el próximo 30 de enero de 2022 dentro de su programa de obra invitada.

En el espacio zaragozano van a coincidir en este tiempo tres de los más grandes maestros de la pintura, Rubens, Pablo Ruiz Picasso y Francisco de Goya como anfitrión permanente, resaltó este jueves en la rueda de prensa de presentación José Luis Rodrigo, director general de Fundación Ibercaja.

La obra llega a la capital aragonesa procedente del Museo de Bellas Artes de Pau en Francia fruto de la colaboración entre ambos museos, ya que ahora el recinto de la ciudad francesa exhibe el cuadro Danzantes enmascarados bajo un arco de Goya y procedente de la pinacoteca zaragozana en la exposición temporal Francisco de Goya, testigo de su tiempo.

La exposición de este Rubens en su ubicación temporal de la sala del barroco, la dieron a conocer Rosario Añaños, directora del Museo Goya, y José Luis Rodrigo, que en su alocución anticiparon que “no va a ser la última noticia de incorporación de obra en 2021” a la pinacoteca.

Añaños subrayó que en estos tres meses que se exhibirá la obra del pintor flamenco se “refuerza el discurso expositivo” de la primera planta del museo zaragozano.

La obra que se puede ver en la capital aragonesa fue pintada por Rubens en su estudio de Amberes (Bélgica) entre 1630 y 1635 e ilustra un poema épico de un pasaje de la Ilíada de Homero, que narra la guerra de Troya, y en ella se retrata a Tetis, madre de Aquiles, pidiendo al dios del fuego, Vulcano, un escudo para su hijo.

Forma parte de una serie de ocho pinturas que el pintor flamenco realizó como modelo para la serie de tapices con el tema de la Historia de Aquiles.

La obra, basada en el mito griego representa el momento en el que Aquiles, terriblemente afectado por la muerte de su amigo Patrocio, asesinado en combate bajo los brazos de Héctor, implora a su madre que le proporcione nuevas armas, y Tetis va a la fragua de Vulcano y le pide al dios herrero que haga una nueva armadura y un escudo para Aquiles.

Añaños explicó que el cuadro está dividido en dos partes, en el lado izquierdo está el mundo de los océanos y en el derecho el mundo del fuego, los volcanes y la tierra.

Se trata de un obra de “estilo plenamente barroco” en la que Rubens ejecuta “pinceladas vaporosas, con mucho movimiento y el uso predominante de colores cálidos”, dijo Añaños.

Rodrigo insistió en que con la llegada de esta obra invitada, Fundación Ibercaja y el Museo Goya continúan su tarea por acercar y difundir el patrimonio cultural y artístico entre todos sus visitantes, quienes además de contemplar una pintura de Rubens, podrán disfrutar de toda su colección permanente y de la exposición Picasso-Diario Íntimo, como parte de los actos conmemorativos del 275 aniversario del nacimiento de Goya.

Etiquetas