Cultura

38 feria del libro de huesca

Patricia de Blas invita a pensar en los límites éticos de la imagen

La escritora presenta en Huesca su primera novela, titulada ‘Sostika’ 

Patricia de Blas, en la Feria del Libro de Huesca.
Patricia de Blas, en la Feria del Libro de Huesca.
Javier Navarro

“Este libro nace un poco de la culpa”, ha reconocido la periodista bilbilitana Patricia de Blas, este domingo, en la presentación de su primera novela Sostika durante la 38 edición de la Feria del Libro de Huesca, en la que ha contado con la participación de su compañera de Onda Cero, en la emisora de la capital aragonesa, la oscense Margarita Gabarre.

Sostika, publicada por la editorial aragonesa Rasmia, narra el viaje a Nepal de una fotógrafa zaragozana, Sofía, cuyo objetivo es encontrar a una niña a la que retrató en 2015, en un campo de refugiados, por cuya instantánea recibe un premio. 

Novela que ha sido finalista en el XXXII Premio Torrente Ballester y que ha obtenido el Segundo Premio en el IV Certamen Jóvenes Creadores Aragoneses, que organiza el Instituto Aragonés de la Juventud para menores de 35 años de todas las disciplinas artísticas.

La autora ha desvelado a este diario que la inspiración llegó a través de una experiencia real y, a partir de allí, todo es ficción.

“En 2015, cuando aún no tenía un trabajo estable, probé suerte como freelance en varios países asiáticos, estuve tres meses viajando por Nepal y por India e hice una foto que al volver a Zaragoza ganó un premio del Ayuntamiento. Así que el desencadenante del libro es un hecho real, pero solo esa parte, el resto es ficción”.

En este sentido, ha explicado que “la foto original que lo inspiró no es en un campo de concentración, sino en un festival indio pero al ganar el premio me hizo cuestionarme qué habría sido de la niña que aparecía en esa foto, en qué circunstancias hice esa foto porque no le pedí permiso, ni a sus padres, ni siquiera le pregunté cómo se llamaba, hice la foto un poco al tun tun, aprovechando esa situación de cierto privilegio cuando viajamos a países de culturas distintas donde el derecho a la privacidad no se entiende igual que en España y empecé a pensar todo esto un par de años o tres de regresar de Nepal, cuando le dieron el premio a la foto”. “Y eso me inspiró”, ha apuntado De Blas.

Ficción y realidad, el cincuenta por ciento

“Es mi primera novela pero no la primera vez que escribo”, ha adelantado la periodista que ha recibido varios premios distintos por sus relatos cortos, pero que ahora se ha atrevido con la novela porque “a este tema le daba vueltas a la cabeza y al final salió, entonces fue cuando empecé a pensar en que esto podría interesarle a alguien más y me lancé a buscar editoriales. Tuve suerte de que a Rasmia enseguida les gustó”.

La escritora ha asegurado que la trama es enteramente de ficción: “Hay mucho de realidad porque todos los lugares que aparecen son lugares en los que yo he estado, los personajes se inspiran en personas que conocí, además, todas las reflexiones de la protagonista en torno a la fotografía, al periodismo y a la forma de usar las imágenes de otros, son reflexiones mías reales”, por eso, ha revelado que “es un cincuenta cincuenta”.

Por cierto, ha añadido que “la gente que lo está leyendo dice que le transmite mucha verdad”.

Claves del éxito: Hablar de lo que uno conoce bien"

Y sobre qué debe tener una buena novela ha declarado que “he ido a muchos cursos de novela creativa, porque me gustaba, y allí comentábamos mucho sobre las pautas para que guste un libro”. “Yo creo, -ha continuado,- que el éxito de una novela es empezar hablando por lo que uno conoce muy bien y por un tema que de verdad te importe, que te haga pensar, porque la novela aunque no sea un ensayo tiene mucho de reflexión sobre los choques culturales entre oriente y occidente”.

De Blas hizo hincapié en que “esta es una historia sencilla, para tratar los temas que yo quiero contar a través de Sofía, la protagonista, que es una voz muy parecida a la mía”.

En cuanto a su futuro como escritora, la periodistas bilbilitana ha afirmado que “yo siempre he escrito y voy a seguir haciéndolo” y ha advertido que “la verdad que como a esta novela le está yendo tan bien, me da ganas de pensar la siguiente con el objetivo de que se convierta en un libro y la tengo empezada, pero como estoy inmersa en las presentaciones de este libro tampoco tengo mucho tiempo”.

Etiquetas