Cultura

LA ENTREVISTA

Carmen Marta-Lazo: “Hay que proyectarlos como lo que son, pioneros en España”

Directora de los Cursos Extraordinarios de la Universidad de Zaragoza, es también Catedrática de Periodismo

Carmen Marta-Lazo
Carmen Marta-Lazo
Carlos Gurpegui

Los Cursos de Verano de la Universidad de Zaragoza son los más antiguos de España. Su nueva directora, la catedrática Carmen Marta-Lazo, está viviendo estos días de arranque “a un ritmo frenético, con mucha actividad, pero con un gran equipo que hace que todo salga adelante y con el importante respaldo de nuestra Vicerrectora de Cultura y Proyección Social, Yolanda Polo”. La actual responsable se afana “sobre todo en visibilizarlos y situarlos como se merecen. Tenemos que proyectarlos como lo que son, los pioneros de España, primero en su modalidad de Cursos de Español como Lengua Extranjera y luego como cursos extraordinarios”.

También destaca su principal aportación social, la de “hacer llegar la Universidad a distintas sedes de Aragón, tratar de vertebrar el territorio mediante la programación de cursos allá donde hay una demanda. Además, de la sede primigenia y nuclear de Jaca, la más antigua de los cursos de verano, bastión de la ciencia, la cultura, las artes y humanidades, llegar a otras poblaciones como Grañén con su clásico curso de entomología sanitaria, a Ansó con su curso de órgano ibérico o a Robres con la puesta en valor de su patrimonio a través de la recreación histórica de la Guerra Civil, significa trasladar el aprendizaje universitario allí donde existe una propuesta concreta y, en este sentido, las relaciones con las corporaciones municipales son fundamentales”.

La relación y el trabajo en equipo con las instituciones oscenses está siendo más que positiva, “ya que en todas las poblaciones donde ofertamos cursos existe muy buena relación, pero sobre todo quiero destacar lo muy estrechamente que estamos trabajando con el Ayuntamiento de Jaca, con el que además programamos cada semana distintos eventos culturales abiertos a todo el público: conferencias, mesas redondas, proyecciones de cine o conciertos”, pone en valor Carmen Marta.

En lo que va de días, momentos especiales han sido ya unos cuantos, pero la nueva directora destacaría “una cena con los grandes expertos del cáncer, quienes me escuchaban con interés contarles mis líneas de investigación en comunicación, ahí me di cuenta el verdadero factor relacional de estos cursos”.

Ante tanto y tan buen trabajo, también existen momentos desengrasantes, como en el curso coordinado por Eduardo Lolumo, “descubriendo con los meteorólogos la tipología de nubes que albergaba el cielo mirándolo en ese momento desde el jardín de la residencia universitaria de Jaca” y, también, en el clásico curso de Domingo Buesa, “donde nos deleitaron con grandes aprendizajes sobre la historia de los Reyes de Aragón, brindados con suculentos vinos y manjares”.

Todo suma para conseguir hacer de estos cursos una cita destacada para todos los públicos, “no sólo en nuestra comunidad, sino más allá de nuestras fronteras, llegando a despertar en mayor medida el interés del público internacional”, apuntala Marta.

Etiquetas