Cultura

cómic

‘Entre viñetas y bocadillos’ inicia el curso con Tintín

Todavía hay plazas para apuntarse en las Bibliotecas Municipales de Huesca

Óscar Senar, en una imagen reciente.
Óscar Senar, en una imagen reciente.
D.A.

El Club ‘Entre viñetas y bocadillos’, que analiza en profundidad todo lo relacionado con el noveno arte, ha comenzado este miércoles una nueva temporada en la Biblioteca Municipal Ramón J. Sender de Huesca, donde se celebra el tercer miércoles de cada mes desde 2014.

Este año, los asistentes han arrancado el curso con una lectura crítica sobre Tintín, “un personaje que, precisamente por su popularidad, no habíamos abordado hasta ahora, pero al que vamos a analizar en su contexto histórico, y también con los ojos del siglo XXI”.

Así lo ha asegurado antes de la realización de la actividad el coordinador de la misma, Óscar Senar, quien ha avanzado que, aunque en estas sesiones “la temática puede variar según los intereses de los participantes”, entre las previsiones de lectura “hay temas como la ola del cómic coreano, los asesinatos en serie en viñetas o el cine en el cómic”.

Si es posible, a lo largo del curso podrían contar con la presencia de algunos autores para charlar directamente con los interesados sobre su obra y su proceso creativo, como ocurrió temporadas atrás con Anabel Colazo, Nadar, David Ramírez, Ana Oncina, Alfonso Zapico, Álvaro Ortiz o David López.

La dinámica del club ‘Entre viñetas y bocadillos’ difiere de la habitual en otros encuentros literarios, ya que no se lee un único título, sino que cada participante puede elegir el cómic que quiere entre los varios seleccionados para la temática propuesta de cada sesión.

Así, por ejemplo, “en años anteriores hemos dedicado sesiones a asuntos como el medio ambiente, los derechos LGTBIQ+, el sindicalismo y la industria, el humor contemporáneo, el terror japonés o las grandes autoras de manga josei”, ha enumerado Senar.

“También centramos sesiones en analizar la obra de autores concretos, como ha sido el caso de Tom King o Yoshihiro Tatsumi”, ha agregado.

A los participantes también se les ofrece un listado de recomendaciones, de tal forma que “cada uno elige la que más le interesa y en la siguiente sesión las comentamos brevemente”, ha proseguido.

Además, en cada encuentro dedican varios minutos “a hacer recomendaciones libres y repasar la actualidad del mundo del cómic”, ha subrayado.

La propuesta intenta ser muy variada y accesible, sin que haga falta ningún conocimiento previo sobre cómic. Intentamos que el ambiente sea distendido y cercano: si hace falta un análisis sesudo, se hace, pero solemos tirar más por el humor a la hora de comentar las lecturas”, ha matizado.

Óscar Senar disfruta mucho preparando cada sesión, “buceando en el amplio catálogo de las bibliotecas municipales”, aunque lo más satisfactorio es “comprobar cómo los participantes se divierten en la actividad y leen cómics a los que, quizás de otro modo, no se hubieran acercado”.

“Aprendo mucho de sus comentarios y recomendaciones”, ha confirmado el responsable de la actividad, quien ha comentado que a las nueve personas inscritas de momento se pueden sumar otras interesadas a lo largo del curso, con un límite de quince: “Es tan simple como acercarse o llamar a la biblioteca y preguntar para inscribirse en el club”, ha sentenciado. 

Nuevos cómics

Entre las últimas novedades del cómic, Óscar Senar ha asegurado que “hay una cantidad y variedad extraordinaria”, destacando algunos recientes que ya están disponibles en la Biblioteca Ramón J. Sender: Hierba, de Keum Suk Gendry Kim, la biografía de una “mujer de consuelo” coreana durante la II Guerra Mundial, abordada con tremenda sensibilidad; La isla, de Mayte Alvarado, ganadora del premio ACDCómic a mejor autora emergente de 2021; y El Pacto, de Paco Sordo, Premio Nacional del Cómic.

Etiquetas