Deportes

MONTAÑISMO - CER

Magnífica ascensión al pico Vallibierna desde Llauset

El club ribagorzano ascendió este tres mil benasqués en una gran jornada

Foto de grupo en la cima del tres mil ribagorzano
Foto de grupo en la cima del tres mil ribagorzano
S.E.

Este domingo, 31 miembros del Centro Excursionista Ribagorza realizamos una magnífica ascensión al pico Vallibierna (3056 m.), en el municipio de Benasque. Hace unos años, el CER hizo esta misma ascensión desde el refugio de pescadores de Vallibierna. Esta vez, la excursión tuvo su inicio en la presa de Llauset, perteneciente al pueblo de Aneto.

Los participantes en la actividad salimos de Graus a las 6 horas para dirigirnos con nuestros vehículos hasta Aneto y, desde allí, subir por una pista de unos once kilómetros, sólo en parte asfaltada y con un largo túnel final algo tétrico, hasta el aparcamiento situado junto a la presa de Llauset, a 2200 m. de altitud. Allí, a las 7.45 horas, comenzamos nuestra excursión a pie siguiendo las marcas del GR-11 que van hacia el refugio del Cap de Llauset. Tras pasar un pequeño túnel, bordeamos el embalse por un sendero muy bien marcado. Al llegar a la cola del pantano, giramos a nuestra derecha, dejando a la izquierda el sendero que sube a la collada de Llauset, por donde bajarían luego los excursionistas del grupo que decidieran ir también a la Tuca de Culebras.

A la ida, todos subimos hacia la cabaña de Botornás y desde allí descendimos el ibón o estany del mismo nombre. Subimos luego en dirección al refugio de Cap de Llauset pero, sin llegar a él, giramos a nuestra izquierda abandonando el GR-11 y tomando un sendero exclusivamente señalizado con hitos de piedras.

Entramos en un valle con una sucesión de varios ibones, que en la zona son conocidos como Els Basons y cuyo nombre más oficial suele ser el de los ibones de Coma Arnau. Los tres más grandes son también llamados específicamente Negre, Redó y Chelat. El camino es pedregoso y hay que estar atento a los montoncitos de piedras.

Tras pasar por varios de los ibones, giramos a la izquierda e iniciamos una fuerte subida por la ladera norte del Vallibierna. Terminada la subida, que tiene unas extraordinarias vistas del Aragüells, el Aneto, el Tempestades, el Margalida o el Russell, entre otros, se inicia una larga cresta bastante aérea en cuyo extremo occidental se halla la cima del Vallibierna, a la que llegamos sobre las 11.15 horas. Allí nos hicimos una foto de grupo en la que no estamos todos, pues casi no cabíamos y algunos de nuestro grupo aún no habían llegado y otros ya habían continuado hacia la Tuca de Culebras, llamada así por los estratos curvilíneos de sus laderas.

Una vez alcanzada la cima, un grupo regresó por el mismo camino, pero haciendo una parada en el refugio del Cap de Llauset para comer algo o tomar un refresco. Otro grupo continuó hasta el Culebras (3051 m.). Para ir de una a otra cima, hay que atravesar el famoso paso del Caballo, llamado así porque muchos lo atraviesan a horcajadas. Es una afilada arista de unos veinte metros con caída hacía ambos lados. Puede pasarse a caballo, por uno de los lados buscando agarres en la roca o de pie a modo equilibrista. También, por un sendero por debajo. Todos los miembros del grupo lo pasaron de la segunda manera citada, excepto uno que lo pasó de pie.

Tras hacer cima en el Culebras, este grupo continuó hacia el collado de Llauset (2865 m.), desde el que varios excursionistas subieron a los picos Llauset (2904 m.) y Guadieso (2879 m.), y descendió hasta la cola del embalse de Llauset, donde confluyó con el otro grupo que bajaba del refugio. Tras bordear de nuevo el pantano, llegamos todos al aparcamiento donde terminamos nuestra excursión sobre las 16.30 horas. El primer grupo recorrió 13,8 km con 1062 m. de desnivel. El grupo que hizo los dos tresmiles y los otros dos picos recorrió 14,4 km, con 1150 m. de desnivel. En total, y con todas las paradas, la excursión duró ocho horas. 

Etiquetas