Deportes

senderismo

El mal tiempo impidió hollar la cima del Toronzué

La excursión del domingo ascendió a Gabardós y Torcedor

Los excursionistas se toparon con una pésima climatología.
Los excursionistas se toparon con una pésima climatología.
CER

Las adversas condiciones climatológicas impidieron que los dieciocho participantes en la excursión organizada por el Centro Excursionista Ribagorza el pasado domingo pudiéramos llegar a la cima del pico Toronzué, a 2263 metros de altitud, tal como se había programado. A pesar de ello, el grupo hizo parte del recorrido previsto y, desde la boca este del túnel de Cotefablo, ascendió hasta las cimas del pico Gabardós y el Monte Torcedor. En este punto y, ante la persistencia del mal tiempo en forma de nieve, granizo y lluvia y, sobre todo, debido a la densa niebla que cubría la parte alta del recorrido y que nos impedía disfrutar de las vistas del itinerario, el grupo decidió por consenso descender de nuevo al punto de inicio de la excursión.

Los participantes en la actividad habíamos salido de Graus a las 7 horas para dirigirnos en nuestros vehículos hasta la boca este del túnel de Cotefablo, adonde llegamos a las 8.35 horas, tras algo más de cien kilómetros de carretera. Allí, a 1450 m. de altitud, iniciamos nuestra excursión andando. En el lado derecho de la carretera, comenzamos la ascensión por el PR-HU171, que lleva al Pelopín, Otal y Ainiella y que luego abandonaríamos dejándolo a nuestra izquierda. El sendero transita primero por un bosque de pinos y luego por un terreno más abierto con abundancia de escarpines. Desde el inicio, las condiciones meteorológicas no eran demasiado buenas. Pronto empezó a caer agua-nieve y un granizo fino y las nubes bajas cubrían la sierra a la que ascendíamos. Primero encontramos algo de barro y luego algunos tramos con nieve.

Subimos por el sendero y ascendimos hasta el pico Gabardós, a 1698 m. de altitud. Desde allí, descendimos al collado de Gabardós e iniciamos una nueva subida hacia el Monte Torcedor, caminando un tramo entre postes de alambre para el ganado. En lo alto de este monte, a 1914 m. de altitud, nos reagrupamos para decidir si seguíamos adelante con la excursión. Al comprobar que persistía la lluvia y que la cada vez más espesa niebla nos iba a impedir disfrutar de las excelentes vistas que se divisan desde lo alto del pico Toronzué, el grupo decidió por consenso no seguir adelante y retornar al punto de inicio del recorrido.

Hicimos buena parte del camino de vuelta por una pista de tierra en vez de por el sendero por el que habíamos ascendido que, con la lluvia, estaba más resbaladizo. Poco después de las 12.30 horas, llegamos a la entrada del túnel de Cotefablo donde teníamos los coches y dimos por terminada la excursión. Habíamos recorrido unos 8 km, con unos 500 m. de desnivel acumulado, en algo más de tres horas. No habíamos logrado nuestro objetivo inicial pero habíamos hecho una parte del recorrido previsto y, dadas las adversas condiciones climatológicas del día, creíamos haber tomado la decisión más adecuada. El CER ya había ascendido a esta cima hace unos años y, probablemente, volverá a hacerlo en un futuro en un día más propicio.

Etiquetas