Baloncesto

BALONCESTO - LEB ORO

El Levitec empieza bien pero luego se difumina y cae con claridad

Tras un buen primer cuarto, en los dos siguientes el equipo no mantuvo el nivel

El Levitec empieza bien pero luego se difumina y cae con claridad
El Levitec empieza bien pero luego se difumina y cae con claridad

ORENSE.- Contundente derrota en la pista de Ourense para Levitec, después de un encuentro donde tras un primer cuarto más que aceptable de los de Guillermo Arenas el equipo se difuminó en los dos cuartos siguientes, pésimos, mientras los locales ofrecían un gran baloncesto que les permitió incluso vivir con tranquilidad el último acto.

La espectacularidad de Earl Watson, veinte puntos en el encuentro aderezados con espectaculares acciones y unos mates de escalofrío, fue el principal verdugo de un Peñas que notó una rotación corta.

Salieron con fuerza los ourensanos, empujados por el eterno Alfredo Ott. Pero en un parpadeo, Gjuroski, Sans y Haws respondían con un 0-6 para voltear el luminoso. El encuentro entraba en una hermosa dinámica, con dos equipos demostrando que buscaban asentar su plaza de playoff. Un gran triple de Sans relanzaba a los altoaragoneses. En el ecuador empate a 13, señal de que el partido era más de ataques que de defensas.

Pero de ahí al final, las mejores sensaciones fueron oscenses. Gjuroski se elevaba majestuoso en el 6,75, el Peñas mejoraba en el rebote defensivo y la inspiración de Nurger y Johnson ponían en el electrónico un parcial fabuloso de 0-9 para el 13-22.

Ya a menos de dos minuos, amago de reacción galaica con cinco puntos seguidos, a los que respondía Levitec con un último canastón de Sans sobre la bocina, 18-24 al final.

Demasiadas prisas y nervios en la salida del segundo acto, con más de dos minutos de ataques errados hasta que Karahodzic machacaba para un 18-26. Pero ahí entró en barrena el juego ofensivo oscense, y aunque Guillermo Arenas trató de frenar la reacción de Río Ourense Termal con un tiempo muerto a los tres minutos, 22-26 en las luces, los visitantes seguían marrando ataques, malas elecciones y desacierto tanto fuera como en la pintura.

Los ourensanos no querían bajarse de la ola buena, con una fabulosa defensa que ahogaba a los peñistas y permitía salidas rápidas. Los puntos caían como mazazos a favor de los locales sin atisbo de reacción oscense. No entraban ni los tiros libres -Nurger- y aunque Arenas pidió otro tiempo, las ventajas de Ourense crecieron hasta un 39-31 final. Parcial en este periodo de 21-7 para los galaicos, pero con tiempo aún por delante.

Pero tras el descanso, el tercer acto volvió a ser nefasto para los intereses de Levitec. Y es que, de salida, cinco puntazos de Muratovic y una canasta de Rodríguez ponían un 46-31 al minuto y medio. Siete a cero en otro doloroso parcial, tiempo muerto de un desesperado Arenas y la dinámica que ya venía muy marcada por el espectacular juego de los locales.

Agustí Sans, el único jugador de los aragoneses que veía el aro, acortaba de tres en tres pero estaba demasiado solo, con los ourensanos manteniendo las ventajas. Rozitis era el más destacado de los locales con una gran selección de lanzamiento, así como un Jhornan Zamora que anotaba el 60-43 con un tiro desde cinco metros que era un síntoma. Al COB le entraban, al Peñas casi ninguna. Al final del cuarto, 62-45 y casi todo ya sentenciado.

Y es que no hubo milagro en los diez minutos finales porque Levitec ya no tenía para más. El juego fue tranquilo, con sensación de espectáculo en los locales y una relajación que permitió al cuadro oscense al menos mantener las diferencias.

Etiquetas