SD Huesca

Al Huesca le esperan diez finales para luchar por la permanencia en Primera División

Los azulgranas tienen por delante duelos directos contra Celta, Levante, Rayo y Villarreal

Al Huesca le esperan diez finales para luchar por la permanencia en Primera División
Al Huesca le esperan diez finales para luchar por la permanencia en Primera División
P.S.

HUESCA.- Al Huesca le quedan diez finales. Los azulgranas tienen diez partidos por delante para continuar su pelea por la permanencia y en ellos se enfrentarán tanto a rivales directos como a equipos de la zona alta, con los que pocos puntos se pueden escapar, sobre todo después de la victoria de este domingo del Valladolid.

Los azulgranas tienen por delante diez jornadas en las que se van a jugar el mantenerse el Prima con equipos como Rayo, Celta, Villarreal, Levante o los pucelanos. Quitando a los últimos, los de Francisco deben enfrentarse a todos ellos en duelos que pueden antojarse como decisivos de cara a la lucha por la salvación, ya que en ellos se jugarán muchas de las opciones que tienen para permanecer una temporada más en la máxima categoría del fútbol español, objetivo que une a todo el equipo.

En dos semanas, una vez pasado el parón de selecciones, el Huesca tiene su primera cita contra el Real Madrid. Los oscenses visitan el Santiago Bernabéu el domingo 31 de marzo (20:45 horas) para verse las caras con un rival que parece haber recibido un lavado de cara con la llegada de Zinedine Zidane al banquillo. El Huesca visitará por primera vez en su historia el estadio blanco y tendrá delante al ganador de las tres últimas Ligas de Campeones sin David Ferreiro, que vio la quinta amarilla ante el Alavés, ni Francisco, que cumplirá su segundo partido de sanción por su expulsión en Getafe.

Será el primero de los tres compromisos que tendrán los azulgranas en una semana que puede ser muy determinante dependiendo de los resultados. Y es que el siguiente rival será el Celta. El miércoles 3 de abril, el conjunto dirigido por Francisco recibirá a los vigueses (20:30) en un partido fundamental contra un equipo que también se halla en posiciones de descenso, por lo que se puede considerar dicho encuentro como una gran final. El conjunto oscense cerrará la semana con el Levante el domingo día 7 a las 18:30.

Serán siete días intensos y fundamentales en las aspiraciones de un equipo que después recibirá en El Alcoraz al líder de la liga. El Barcelona acudirá a Huesca el sábado 13 a las 16:15 y los azulgranas deberán pelear por sumar al menos un punto ante un combinado en forma que, no obstante, podría bajar su intensidad ese día al tener la eliminatoria de cuartos de final de Liga de Campeones alrededor de ese encuentro. Los blaugranas se enfrentan al Manchester United tanto antes como después de su viaje al estadio oscense.

VALLECAS Y LA CERÁMICA

Ese duelo será la antesala de otra finalísima para los azulgranas. El Huesca visitará la próxima semana al Rayo Vallecano, otro de los equipos con los que compite por la permanencia. De hecho, los franjirrojos están también en descenso, por lo que una victoria en el estadio de Vallecas puede ser vital, dependiendo también de cómo lleguen los oscenses.

No será el único duelo directo que tengan los de Francisco, que después recibirán al Eibar y tendrán que visitar al Villarreal, equipo hecho para luchar por meterse en puestos de competiciones europeas pero que está peleando por no descender a Segunda División. Con ese encuentro, el Huesca encarará las últimas cuatro jornadas, las únicas que mantienen el orden en este calendario de liga asimétrico.

Los oscenses cerrarán el campeonato recibiendo al Valencia, visitando al Betis, equipo ante el que se ganó por primera vez en El Alcoraz en la categoría, y en su estadio frente al Leganés. Habrá que ver cómo llegan los pepineros, que ahora sacan once puntos a los azulgranas pero que podrían llegar en plena lucha por la permanencia.

En definitiva, el vestuario está centrado en las diez finales que quedan y afrontarán cada partido como tal, pero sin perder la perspectiva y siendo conscientes de que todavía quedan treinta puntos en juego hasta que acabe LaLiga Santander el fin de semana del 18 y 19 de mayo. Un mundo. Un mundo en el que el conjunto oscense se verá obligado a sumar ya no sólo en El Alcoraz, sino también a domicilio, sobre todo en esos duelos ante los rivales de esa zona baja.

En esas diez jornadas, los azulgranas deberán estar pendientes también de lo que hagan los demás equipos de la zona baja, especialmente en duelos directos como el Celta-Villarreal que se disputará dentro de dos semanas.

Etiquetas