SD Huesca

FÚTBOL / SD HUESCA

Dani Calvo ya es del Real Oviedo: “Se trata de un proyecto muy ambicioso”

El oscense firma con el club por dos temporadas con opción a una tercera

Dani Calvo fue presentado ayer por el Oviedo poco después del anuncio de su fichaje
Dani Calvo fue presentado ayer por el Oviedo poco después del anuncio de su fichaje
Real Oviedo

El Real Oviedo se ha hecho con los servicios del oscense Dani Calvo para las dos próximas temporadas y con opción a una tercera con bagaje reciente en Primera para el club azul. El defensa llega a Oviedo libre tras jugar 23 partidos en Primera División la pasada campaña y con el bagaje de tener más de 129 a sus espaldas en Segunda, categoría en la que ha jugado dos fases de ascenso (el último con ascenso del Elche incluido) y ha marcado 5 tantos a lo largo de su carrera.

El central ha sido un futbolista pretendido por muchos clubes de Segunda, aunque ninguno de ellos ha sido el Huesca. Como el mismo Dani Calvo apuntaba a este periódico hace dos días, “no ha habido interés y no pasa nada, tomamos caminos diferentes y punto”.

El oscense explicó este martes, durante su presentación, que su fichaje por el club carbayón “llevaba tiempo gestándose” y que los azules han sido su elección porque se trata de “un proyecto muy ambicioso en el que se puede crecer mucho como futbolista y como persona”.

“Rubén Reyes -director deportivo oviedista- llevaba bastante tiempo hablando con mi representante, y siempre me tomé muy en serio esta opción. En las últimas semanas se aceleró todo porque han apostado fuerte por mí y el interés es máximo, por eso estoy aquí”, señaló el exjugador del Elche.

Calvo, de 27 años y que viene de jugar con el cuadro ilicitano 23 partidos en Primera División, aseguró que comprende que mucha gente pueda ver como un paso atrás el hecho de bajar una categoría, pero apuntó que para él no es así dada la ambición del proyecto al que se une en Segunda.

“Creo que tengo margen de mejora y que aquí puedo conseguirlo. Hablé con el míster la semana pasada por teléfono y él también me explicó sus intenciones, me transmitió mucha confianza. Bajo a segunda sí, pero para unirme a un proyecto muy ambicioso”, apostilló.

El oscense recordó su paso por el Tartiere como rival y destacó que ahora que la afición está de su lado, su principal intención en el campo carbayón es convertir el estadio “en un fortín”.

“Cuando la tienes en contra la afición del Oviedo está muy encima, hace que sea muy complicado sacar puntos en este estadio. Debemos aprovecharlo para ser fuertes en casa, porque es fundamental para hacer una buena temporada”, apuntó el central.

Etiquetas