Huesca

CORONAVIRUS DESESCALADA

Lourdes Ibáñez Castellar: "Hemos tenido que adaptarnos a trabajar de una forma diferente y con mucha presión"

Enfermera en el Centro de Salud de Binéfar

Lourdes Ibáñez Castellar: "Hemos tenido que adaptarnos a trabajar de una forma diferente y con mucha presión"
Lourdes Ibáñez Castellar: "Hemos tenido que adaptarnos a trabajar de una forma diferente y con mucha presión"

Pasados casi dos meses de la declaración de la pandemia de coronavirus, ¿que análisis hace de lo sucedido entre las enfermeras, a veces con falta de protección adecuada y muchos contagios? ¿Por qué se dio esta situación?

Hemos tenido que adaptarnos a trabajar de una forma diferente y con mucha presión en todos los aspectos. Al principio, toda esta situación la abordamos con miedo y con falta de protocolos (todo cambiaba de un día para otro), pero la verdad que en el centro donde trabajo (C.S.Binéfar) nos organizamos desde el primer día por turnos y equipos; para no coincidir todos los profesionales todos los días, e hicimos un circuito para pacientes con síntomas respiratorios y otro para todas las demás patologías, así como curas, inyectables, vacunas… Nos hemos tenido que adaptar a una forma de trabajar diferente a lo que hacíamos habitualmente, con material que nos llegaba de almacén y sobre todo donaciones de particulares y empresas, y hemos conseguido de momento tener muy pocos contagios entre nosotros, a pesar de todo lo que hemos tenido en Binéfar.

¿En su servicio, qué características especiales tiene su trabajo en una crisis sanitaria como la actual?

Enfermeria ha estado haciendo desde el principio, el seguimiento telefónico de todos los pacientes con síntomas de covid-19, y ademas atendiendo urgencias, demandas no presenciales (telefónicas), curas, inyectables, vacunas infantiles… La atención a pacientes crónicos ha pasado a un segundo plano (atendiendo cualquier incidencia), pero centrados la mayoría del horario en los pacientes con síntomas de covid; todo esto con mucha presión en todos los aspectos.

¿Se ha sentido apoyada por la sociedad, por sus jefes y por los responsables políticos?

Por parte de la ciudadanía, la mayoría, todo son muestras de cariño y apoyo. Y por parte de la administración, pues supongo que las cosas se viven de otra manera desde ese lado, pero la verdad es que la presión del día a día, y las condiciones en las que tienes que atender a los pacientes son difíciles, sin contar con la carga emocional y psicológica que todos tenemos que soportar (por el trabajo, por miedo, incertidumbre y desconocimiento en ocasiones..).

¿Qué habría que hacer para evitar los fallos que ha habido y sigue habiendo en esta crisis?

Sobre todo no escatimar y recortar en recursos materiales y humanos a nivel de sanidad.

Este 2020 se celebra el Año de la Enfermera: ¿Siente que su trabajo es valorado por la sociedad? ¿Qué principales reivindicaciones tienen?

En general, mi percepción es que la ciudadanía sí que valora nuestro trabajo. Yo trabajo en el Centro de Salud de Binéfar, pero atiendo a dos poblaciones con menor número de habitantes, y sientes que la valoración es bastante positiva y sobre todo después de toda esta situación, creo que los ciudadanos, tanto del medio rural como urbano, son o serán un poco mas conscientes de nuestro trabajo y entrega.

Etiquetas