Huesca

DESESCALADA

Poca asistencia y con cita previa a los centros de Secundaria en Huesca

La asistencia de alumnado a tutorías presenciales ha sido anecdótica en los últimos días

Poca asistencia y con cita previa a los centros de Secundaria en Huesca
Poca asistencia y con cita previa a los centros de Secundaria en Huesca
P.S.

HUESCA.- En esta semana, estudiantes de 2º de Bachillerato pasarán por los centros para recoger las etiquetas de la Evau y entregar los papeles para la solicitud del título de Bachiller. "Los hemos avisado para que vengan con cita previa", explica Fernando Mur, director del IES Pirámide.

Además de para tareas administrativas, la entrada en la fase 2 permitió a los institutos abrir sus puertas la semana pasada para la vuelta a los centros de alumnado de segundo de Bachillerato, de forma voluntaria, solo para recibir tutorías o clases de refuerzo que no pudieran realizarse de manera "online". "Hemos habilitado tres espacios pero en este momento no ha habido nada que no se haya solucionado "online", explica Fernando Mur. Y la previsión es que aumente poco, ya que "es muy difícil identificar un trámite entre un profesor y un alumno que sea obligatorio hacer de forma presencial".

En el Lucas Mallada, su director, Fernando Sanz, tampoco espera una gran actividad, "de aquí a la celebración de la Evau es previsible que algún profesor y alumno queden para hacer esas tutorías".

Este final de curso ha traído también la necesidad de pensar más en el inicio del que viene. El septiembre próximo conlleva, inevitablemente, la cuestión de cómo hacer con el contenido no visto y asegurar un correcto seguimiento de cada alumno.

Para ello es clave el Informe de Evaluación Individual. "Es bastante parecido pero más extenso al que hacíamos otros años", explica José Ramón Serra. "Hemos tenido varias reuniones para consensuar cómo lo hacemos. Ahora estamos a la espera de introducir los datos para sacar esos informes".

Con respecto a cómo organizar el curso que viene señala: "No hacemos más que darle vueltas a la cabeza porque el curso 2021 no va a ser normal. Tenemos a favor la experiencia de este último trimestre, ya sabemos lo que funciona, las herramientas más útiles y a qué responden mejor a nuestros alumnos", agrega el director del IES Lucas Mallada. Sanz reconoce que hay "incertidumbre" en referencia a las informaciones transmitidas hasta el momento. Los esfuerzos de los equipos docentes por prever el futuro navegan, según Serra, del IES Ramón y Cajal, en tres direcciones.

Una que llevaría a contemplar una situación de normalidad con una presencialidad sometida a "las medidas de seguridad sanitaria pertinentes". Otra sería un modelo mixto que combine educación presencia y "online", para el que se piensa en diversas posibilidades, todas sin concretar, como "clases intensivas sin recreo, distancias entre las mesas, rotaciones de grupo, agrupamientos flexibles, agrupamiento de algunas materias en grupos". Y un tercer escenario que sería "seguir como hasta ahora, con educación a distancia". Esto supondrá, afirma, "perder mucho porque la docencia tiene que ser presencial". Mur refrenda esta afirmación: "La educación a distancia no está hecha para enseñanzas obligatorias, puede ser idónea para adultos, pero en Primaria, Secundaria, incluso en Bachillerato es muy complejo que el alumnado haga un seguimiento académico correcto".

MÁS RECURSOS

Cualquiera de las tres opciones posibles implica más recursos, fundamentalmente espacio y personal. Los responsables de los centros aseguran que ya están al máximo de su capacidad. "En tres años hemos rehecho aulas y otras las hemos acondicionado, hemos puesto un panel en el salón de actos, estamos apretados", explica Sanz.

Por su parte, Serra recuerda cómo "últimamente, hemos tenido que adaptar los centros, y aulas grandes que teníamos las hemos tenido que hacer más pequeñas y ahora nos encontramos con que en las aulas que tenemos caben 10 alumnos como máximo". Realidad que se comparte también en el IES Pirámide. "Lo normal es que vayamos muy justos de espacio, en el IES Pirámide estamos al 100 % de uso. Y cuando un equipo directivo organiza un curso tiene que saber con qué recursos cuenta de profesorado, alumnos y espacio".

"Desde luego ahora mismo decir que la ratio se disminuye a 15 y se multiplican por dos los grupos, a no ser que se habilite horario vespertino, yo no lo veo, ni por espacio ni por profesorado", Sanz.

Etiquetas