Huesca

La pelea de dos hermanos en el domicilio familiar en Huesca acaba con la detención de uno y del padre

La Policía Nacional acude de nuevo este jueves por otra trifulca a la casa familiar del Coso Bajo mientras los arrestados declaraban ante el juez

Bomberos en una intervención en el Coso Bajo de Huesca
Bomberos en una intervención en el Coso Bajo de Huesca
Pablo Segura

Una pelea entre dos hermanos en el domicilio familiar del Coso Bajo, 15, de Huesca acaba con la detención por parte de la Policía Nacional de uno de ellos y de su padre. La trifulca tuvo lugar la tarde del miércoles y, durante la mañana de este jueves, en menos de un día, ha sido necesaria una nueva intervención policial por otra discusión familiar que se ha saldado sin más detenciones. Los hechos se han producido mientras los arrestados declaraban ante el juez. Ambos quedaron en libertad.

Durante esta mañana de jueves, la presencia de Policía Nacional, Policía Local, Bomberos y ambulancia del 061 ha causado alarma en el centro de la capital oscense desde poco antes de las 11.00 horas. 

Al parecer, las discusiones en esta familia de once hijos, formada por el padre y la madre e hijos de ambos de diferentes parejas, eran frecuentes. Es lo que debió llevar a uno de los hermanos a acudir a Comisaría. Tras la denuncia y el episodio de la tarde del miércoles, que comenzó en torno a las 15:30 horas, la Policía Nacional detuvo al supuesto agresor por un presunto delito de malos tratos en el ámbito familiar, según informan desde ComisaríaLa madre, que se encontraba en el domicilio, requirió asistencia sanitaria por un ataque de ansiedad.

El presunto agresor llamó a su padre por teléfono para avisarle de la situación, y este acudió al domicilio, acompañado por un menor al que le dio las indicaciones de grabarlo todo con el móvil. Desoyendo las órdenes de los agentes, según ha podido saber este periódico, intentó acceder al domicilio y finalmente el padre fue detenido por un presunto delito de desobediencia y resistencia a la autoridad.

La Policía Nacional, la Policía Local y los servicios sanitarios de la ambulancia del 061 intervinieron la tarde del miércoles en la que se llevaron al padre y a uno de los hijos detenidos. Durante la mañana de este jueves, las mismas fuerzas de seguridad y asistencia han tenido que regresar al domicilio. Además, se han desplazado también dos camiones de bomberos, por si hubiera sido necesario acceder al domicilio, pero finalmente no han tenido que actuar.

Etiquetas