Huesca

HUESCA

La pandemia llevó a Huesca a su peor año de pérdida vegetativa de población

En 2020 murieron 2.890 altoaragoneses, el peor dato en 70 años, y la cifra de nacimientos se situó en 1.472, el dato más bajo desde que hay datos 

La pandemia dejó en 2020 un grave retroceso vegetativo.
La pandemia dejó en 2020 un grave retroceso vegetativo.
Pablo Segura

La pandemia de coronavirus que estalló el año pasado acentuó las dinámicas demográficas que venía sufriendo la provincia (cada vez menos nacimientos y cada vez más muertes) y el Alto Aragón cerró 2020 como el año con la mayor bajada vegetativa desde que hay datos. Con 2.890 fallecimientos por todas las causas y apenas 1.472 alumbramientos, la población altoaragonesa se redujo en 1.418 personas en términos vegetativos (nacimientos menos muertes).

Para encontrar un año con tantos muertos en la provincia oscense como 2020 hay que remontarse hasta la postguerra, en 1951, con 3.145 altoaragoneses fallecidos.

Y en lo referente a natalidad, este último año ha sido el que menos nacimientos ha habido en el Alto Aragón de toda la serie histórica. Solo los 1.493 partos registrados en 1993 se acercan al mínimo de 1.472 que hubo el año pasado en la provincia oscense.

Las tendencias de menor natalidad y mayor mortalidad que sufría la provincia se acentuaron con la pandemia de coronavirus que se inició en marzo del año pasado, ya que el número de muertes en 2020 se disparó un 20,9 por ciento respecto al año anterior, mientras que la caída en la cifra de nacimientos fue “más moderada”, con un 6,9 por ciento de reducción respecto a 2019.

En cifras, hubo casi medio millar de muertes más que el año anterior (499 más, en concreto), mientras que el número de partos se redujo en 108.

Cabe resaltar que desde que comenzó este 2021, Huesca es la provincia de toda España donde más están aumentando los nacimientos, tanto que este incremento en el Alto Aragón lleva a que Aragón sea la única comunidad con subida de partos en lo que va de 2021.Este hecho todavía es más destacable debido a que en España están descendiendo los alumbramientos.

Perdiendo población desde 1983

El saldo vegetativo de -1.418 habitantes del año pasado es el peor dato desde que hay cifras. Hasta 2020, los dos peores ejercicios eran 1999 (con -982) y 2019 (-811).

La provincia, según los datos históricos del Instituto Nacional de Estadística, está en pérdidas de población por razones vegetativas desde 1983. A partir de ese año, y sin excepción, siempre ha habido más muertes que nacimientos en el Alto Aragón.

Entre 1983 y 1992, la reducción de población por cuestiones vegetativas no sobrepasaba el medio millar, pero a partir de 1993 y hasta hoy, la diferencia entre fallecimientos y nacimientos siempre ha superado los 500 a favor de las defunciones.

También cabe resaltar que fue 1984 el último año en el que la provincia de Huesca tuvo más de 2.000 nacimientos anuales. Desde entonces, la cifra ha ido menguando paulatinamente, aunque con pequeñas subidas en años puntuales, hasta llegar al mínimo de 1.472 del año pasado. 

Etiquetas