Huesca

partidos políticos

EL PP denuncia la pérdida de servicios especiales de diagnóstico en Huesca

Las pruebas de densitometría, resonancias y gammagrafías se llevarán a cabo en Barbastro y Zaragoza

Gerardo Oliván y Carmen Susin ante los medios de comunicación este martes.
Gerardo Oliván y Carmen Susin ante los medios de comunicación.
Pablo Segura

El Partido Popular de Huesca ha denunciado un nuevo recorte en las prestaciones sanitarias en la capital oscense, donde ya no se llevarán a cabo, señalan, "determinadas pruebas diagnósticas altamente especializadas". Los servicios afectados señalan, son densitometrías, resonancias magnéticas y gammagrafías, que hasta el momento se llevaban a cabo en la Policlínica Alto Aragón y la Clínica Santiago de la ciudad de Huesca. Ambos centros han perdido ahora el último concurso de contratación y las pruebas citadas se trasladan a Zaragoza y Barbastro.

El presidente provincial del PP, Gerardo Oliván, ha criticado duramente que “por una mala gestión, o sencillamente nula, la asistencia sanitaria sigue en proceso de desmantelamiento. Con un presupuesto mucho más elevado, el gobierno de Lambán sigue eliminando servicios”. El PP rechaza que el traslado de los pacientes a otras localidades sea un problema menor. “Las pruebas altamente especializadas —argumenta— indican, por definición, que los afectados requieren una atención proporcional. 

La calidad de vida de los oscenses y sus núcleos de influencia, y en particular la salud de los ciudadanos, no pueden regirse por criterios estrictamente económicos, sobre todo cuando la dotación presupuestaria de la DGA sigue incrementándose”. Los convenios con centros privados para la ejecución de pruebas diagnósticas permitían a los usuarios de Huesca acceder a esas prestaciones sin necesidad de desplazarse. Por otra parte, el PP muestra su "sorpresa" ante las declaraciones de fuentes del Sector Sanitario de Huesca y Barbastro, recogidas en medios de comunicaión, según las cuales la nueva adjudicación atiende no solo a baremos económicos, sino también a la tecnología y el tiempo de ejecución. “De ser así —señala Oliván— la consejería de Sanidad tiene que explicar si las prestaciones que se realizaban hasta ahora en la capital de la provincia no estaban a la altura de las necesidades médicas reales, algo que ponemos en duda dada la extraordinaria profesionalidad de los centro sanitarios concertados de Huesca”.

Etiquetas