Opinión

Las columpiadas del Tribunal Supremo

Por
  • ANTONIO VALDÉS PALACIO
OPINIÓNACTUALIZADA 01/03/2019 A LAS 01:00

Los bancos y cajas han cometido unos fraudes de juzgado de guardia en las hipotecas, que han llevado consigo el tener que pagar intereses y gastos en las mismas, obligando a muchos seres humanos de este país a malvender pisos, a no llegar a fin de mes, a ser desahuciados, a contraer depresiones, y a lo peor de todo que es suicidarse. Voy a nombrar uno de los supuestos que se han dado de fraude: las cláusulas suelo, el IRPH, los gastos de constitución de hipoteca, la cláusula de vencimiento anticipado, y los intereses de demora. Este desbarajuste ha llevado consigo multitud de sentencias en los juzgados favorables a los usuarios de servicios bancarios basados en las sentencias del Tribunal Superior de Justicia europeo, ya que nuestro Tribunal Supremo se ha columpiado al inclinarse a favor de las instituciones financieras en vez de ser imparcial e independiente. Tenía la obligación de elevar la jurisprudencia que ha aplastado los abusos bancarios y recopilarla en una sentencia única para que los perjudicados con este dictamen pudieran recuperar extrajudicialmente lo que les adeudan las entidades financieras y a una mala acudir al juzgado con unos parámetros bien atados por la doctrina del Tribuna Supremo. Ha sido necesario acudir a la Corte europea para que los jueces corrigieran una y otra vez las cacicadas que estaba haciendo nuestro alto tribunal y gracias a los de afuera y no a los de casa los españoles van recuperando todo lo que se les adeuda. Es un caso vergonzoso y que da poca credibilidad a la independencia de la justicia de nuestro máximo representante judicial. A la vez son poco inteligentes ya que tenían que haber creado un criterio legal a sus sentencias debido a que poco más tarde o más temprano los jueces europeos los han puesto en evidencia revocando sus argumentos legales. Están dando una imagen nefasta y un desengaño de la ciudadanía en lo que respecta a la independencia del poder judicial. Sino por el Tribunal Superior de Justicia europeo, estos fraudes pasan desapercibidos y en el mejor de los casos no recuperas ni el 10 % de lo que te han defraudado los bancos. Con la información que tengo sobre este tema podría escribir 20 ó 30 folios pero abrevio y con esto espero que vean los españoles qué bajo ha caído el Tribunal Supremo y qué zoquetes son sabiendo que se iban a tumbar sus sentencias en un futuro cercano.

Para finalizar, recuerdo un dicho de mi abuela que era: "De fuera vendrán que de casa nos sacarán", pues aquí, en este caso, no es así ya que nuestra España es el país de la cacicada y nuestra salvación ha sido entrar en la CEE, de lo contrario mi opinión es que pagaríamos unos intereses por los préstamos que no podríamos ni comer. Agradezco al Tribunal Superior de Justicia europeo los tirones de oreja que les están pegando a sus alumnos del Tribunal Supremo que son la vergüenza nacional.

Etiquetas