Opinión

No consintamos que los pensionistas sean maltratados

Por
  • PASCUAL ASCASO
OPINIÓNACTUALIZADA 18/03/2019 A LAS 01:00

En mal momento se ha paralizado el Pacto de Toledo para las pensiones, como consecuencia de la convocatoria de elecciones generales. Esperemos que el paso transitorio dado el pasado año de ser subidas según el IPC se convierta cuanto antes en definitivo y estable, para que los pensionistas puedan dormir tranquilos y vivir en paz.

Es ahora el momento, más que nunca, poner toda la carne en el asador para que el movimiento reivindicativo que se ha estado llevando acabo con tan buen acierto no decaiga sino se incremente, con el fin de poder arrancar de los partidos políticos que van a participar en la precampaña y campaña electoral, cuáles son sus intenciones en este tema tan delicado y sensible.

Sabemos por experiencia que las promesas no son hechos, pero sí la piedra de toque para que si después dicen diego donde antes dijeron digo, podamos decirles todo lo que pensemos a los que prometieron y no cumplieron. Esto no sé si nos sirve de mucho porque tienen las espaldas muy anchas, pero podremos decirles una y mil veces que son unos mentirosos, si se da el caso. No es que les importe mucho pero para el que reivindica es un agarradero para no dejarlos tranquilos y poder conseguir, machaconamente, algo que debe ser el objetivo de quienes piden justicia. Llegado aquel momento, Dios no lo quiera, serán los otros partidos de la oposición quienes se suban al carro para que traten de misma manera a quienes incumplieron sus compromisos y ya seremos más los de luchar por la misma causa.

No es que el camino propuesto sea muy efectivo para tratar de conseguir lo que creemos justo, pero la verdad es que no nos dejan otra alternativa que no sea la del pataleo. Así que no nos durmamos en los laureles y arranquemos promesas para luchar después por los hechos si es que los mentirosos no pasan del prometo y miento como nos tienen acostumbrados.

Pensiones e IPC deben ser conceptos inseparables que no admiten divorcio bajo ninguna motivo. Así que no decaiga la lucha para evitar que las pensiones puedan oler mal.

Para todos los partidos los pensionistas son un vivero de votos muy importante y por eso habrá que estar muy atentos a la hora de depositar el voto, cuáles son las promesas de cada uno de ellos y cuál es el grado de compromiso que nos parece más fiable, sobre todo el de los que tienen la posibilidad de formar gobierno.

Etiquetas