Opinión

El bien común

Por
  • Conchita del Moral Herránz
OPINIÓNACTUALIZADA 23/09/2019 A LAS 02:00

El bien común no tiene porqué oponerse al bien particular, es que así precisamente ayuda a la sociedad y cada ciudadano puede tener un bien suyo y para eso es necesario que cada uno, pues respete los derechos que tienen los demás.

Las leyes cuando son justas, verídicas y no van contra la Ley de Dios deben ser respetadas por todos y colaborar con los demás.

El hombre, como ser humano, puede colaborar con los demás, pero ya hemos visto que en las cosas justas y verídicas, no con la mentira y abriéndose siempre al bien común, si solo piensa en lo suyo se asemeja a los animales y es un egoísta.

Si hemos leído la vida de Edith Stein, en sus memorias nos cuenta como se puso al servicio de la Cruz Roja cuando la primera guerra mundial le interrumpió sus estudios universitarios, y copio sus palabras textuales: "Todas mis energías están al servicio del gran acontecimiento. Cuando termine la guerra si es que vivo todavía, podré pensar de nuevo en mis asuntos personales".

Bonita frase y digna de imitarla en su generosidad.

Hemos de ser responsables e intervenir según nuestras posibilidades en la vida pública, no desinteresarnos hacia lo que es de todos por ejemplo abstenerse de votar en unas elecciones, es falta de responsabilidad y como vivimos en sociedad, no somos parásitos es una razón de justicia colaborar.

Y termino con una frase de Cicerón "Lo peor de las personas importantes no es que sean viciosas, sino que tengan tantos imitadores (?). Por eso los grandes cuando tienen vicios, resultan particularmente perniciosos para el Estado, pues a demás de estar corrompidos, corrompen a los demás".

Etiquetas