Opinión

En zigzag

Por
  • ANTONIO NADAL PERÍA
OPINIÓNACTUALIZADA 26/09/2019 A LAS 02:00

Un estudio realizado por las Universidades de Valencia y Zaragoza ha revelado que hombres y mujeres se desplazan de manera distinta por la ciudad, ellos por trayectos más largos y rectos, ellas por distancias cortas y zigzagueantes. La distancia media recorrida por los hombres es de 4,73 kilómetros, la de las mujeres 4,15 kilómetros. Caminar en zigzag es formando ángulos alternativos, entrantes y salientes. Por otra parte, caminar en línea recta por la ciudad es cada día más difícil, pues hay que ir sorteando bicis, patinetes, agujeros, obras, cacas de perros y peatones que no levantan la mirada de su móvil. Cuando un hombre y una mujer caminan juntos, ¿qué forma de andar domina o se impone, la de ella o la de él Hay algunas parejas a las que se les ve juntos pero separados, generalmente él por delante, ella por detrás, y también cruzan de acera y por el paso de peatones de manera distinta. Me imagino que se trata de parejas que no suelen ponerse de acuerdo en ningún asunto. Los hay que cuando caminan por la calle de forma zigzagueante se cruzan por delante de otros peatones como si no los vieran o creyesen que la calle es suya. Después de leer la noticia no puedo dejar de observar cómo caminan hombres y mujeres, porque hay estudios muy raros cuyos resultados parecen cogidos por los pelos. A los conductores impacientes también les gusta llevar su coche en zigzag y en calles de varios carriles pasan de uno a otro a base de cruzar por delante de los que van en línea recta. Los seres humanos no somos los únicos que adoptamos una forma de caminar. Un estudio realizado por la Universidad John Hopkins de EEUU reveló que los animales caminan o vuelan en zigzag porque de ese modo aumenta su estabilidad y capacidad de maniobra. Tal vez las mujeres llevan en su ADN esa forma animal más conveniente de caminar porque a ciertas edades se hace difícil mantener el equilibrio. No sólo es mejor caminar en zigzag, también correr. Son varios los beneficios que aporta: fortalece las piernas, mejora la capacidad respiratoria, proporciona coordinación, mejora la flexibilidad de piernas y caderas, mejora la estabilidad, combate la celulitis y la torpeza al caminar. Los ayuntamientos deberían tomarse esto en serio y promocionar el andar y correr en zigzag con demostraciones prácticas y publicidad.

Etiquetas