Sociedad

LA ENTREVISTA

Violeta Borruel: "Elegí este tema porque eran mujeres valientes y emprendedoras"

La bailarina presentará en Nocte "Las Golondrinas", inspirado en la migración de mujeres pirenaicas en parte de los siglos XIX y XX

Violeta Borruel: "Elegí este tema porque eran mujeres valientes y emprendedoras"
Violeta Borruel: "Elegí este tema porque eran mujeres valientes y emprendedoras"
E.F.

GRAUS.- La bailarina y coreógrafa oscense Violeta Borruel desarrolla una residencia artística enmarcada en el proyecto europeo Patrim + que culminará con su actuación en el festival Internacional de Artes Escénicas, el 19 de julio. La artista propone el proyecto "Las Golondrinas", inspirado en el fenómeno migratorio de las mujeres pirenaicas en la segunda mitad del siglo XIX y el primer cuarto del XX, ligándolo a movimientos de personas actuales.

"Elegí este tema porque me llamó la atención por ser mujeres emprendedoras y valientes", confiesa Violeta Borruel, quien, tras completar su formación en el Conservatorio Superior de Danza de Madrid y después de haber trabajado con distintos grupos, ha creado este mismo año su propia compañía, donde trabaja como coreógrafa e intérprete. Con este proyecto regresa a Graus y a Nocte, después de 7 años. En esta ocasión es más ambicioso, en el marco de un programa europeo que Graus comparte con 10 socios españoles y franceses.

"Serán cuatro semanas del proyecto "Las Golondrinas" con esta residencia que me permite tener el espacio y tiempo suficiente para desarrollarlo", comentó agradeciendo la colaboración de Elia Lozano y Lorenzo Montull e invitando a las mujeres mayores de 12 años de la zona a participar en los talleres previos, para los que hay una reunión el próximo miércoles a las 20 horas en Espacio Pirineos. "Durante la residencia impartiré unos talleres de danza y las mujeres que participen en los talleres y quieran participarán en la pieza, pudiendo vivir Nocte desde otra perspectiva", apuntó.

El proyecto "Las Golondrinas" está basado en los viajes de las mujeres de los valles de Ansó, Hecho, Roncal y Salazar, principalmente, aunque fueron de otras zonas de Aragón, incluso de Zaragoza. "Iban a Francia durante el invierno. Partían en octubre y volvían en primavera, por eso las llamaban las golondrinas", relató Borruel, quien detalló que las primeras en ir a Mauleon fueron en 1831 y las últimas lo hicieron en 1936. "Iban a coser alpargatas, primero manualmente y luego ya en fábricas mecanizadas", apuntó. Aprovechaban los meses que no había cosecha y colaboraban en la economía familiar. "Ya no queda ninguna viva, pero he hablado con sus hijas y nietas y me han dicho que se iban contentas a Francia porque era una forma de libertad y de salir del pueblo". En 1914, fueron 933 personas, en su inmensa mayoría mujeres, y 712 eran aragonesas. "Desde Ansó, era un camino duro, 85 kilómetros que hacían en tres etapas. En Francia, trabajaban en condiciones duras con jornadas de 12 horas, pero tenían salario", indicó. El proyecto contempla también el caso particular de Ansó, cuyas mujeres iban siempre a pie por la Península vendiendo hierbas medicinales y luego té de Suiza que traían de Francia. "Iban desde la cornisa cantábrica, al Mediterráneo y llegaban al norte de Andalucía. Mujeres de hasta 12 años ataviadas con el traje típico ansotano en un caso único en España que llamaron la atención de personalidades como Sorolla o Galdós que incluso viajaron a Ansó para estudiarlas y plasmarlas en su obra", concluyó Violeta.

Etiquetas