Sociedad

LA ENTREVISTA

Daniel Lerín: "El poco peso demográfico subordina nuestro relato a intereses de unos y otros"

Docente, escritor, divulgador e investigador, presentó en Huesca su ensayo "Identidad e historia. Aragón como construcción nacional"

Daniel Lerín: "El poco peso demográfico subordina nuestro relato a intereses de unos y otros"
Daniel Lerín: "El poco peso demográfico subordina nuestro relato a intereses de unos y otros"
R.G.

HUESCA.- Ilusionado y emocionado. Así se sintió ayer Daniel Lerín, que rodeado de amigos presentó en la librería Anónima de la capital oscense Identidad e historia. Aragón como construcción nacional (Subarbre), un ensayo que "se parió y elaboró en Huesca, mi ciudad de crianza", mientras estudiaba Humanidades.

Este trabajo, "largo y personal", ha tardado dos décadas en ver la luz. Veinte años en los que Lerín lo ha ido actualizando para, a través de sus páginas, transportar al lector al Aragón medieval y desde allí hacer un recorrido hasta llegar a nuestros días.

Daniel Lerín (Zaragoza, 1978) compagina la docencia con la escritura, la divulgación y la investigación, y en este libro se apoya en la historia, "en el pasado de los aragoneses", prestando especial atención "a las señas de identidad, sin dejar de incorporar los debates que generan los colectivos a todos los niveles que, además se plasman en el último capítulo, el del tiempo presente, con cuestiones que tienen que ver con la identidad del pueblo y la sociedad aragonesa, y de cómo se construye lo sociocultural en Aragón desde distintos puntos de vista".

Lerín habla de economía, lenguas, agravios comparativos, de la Corona de Aragón, de lo rural, de Cataluña..., "reflexiones muy documentadas" que invitan al lector "a la reflexión de lo que Aragón fue en el pasado, proyectándolo al debate actual", y todo ello con un fin: "provocar", en el sentido de que "abordo temas que han estado silenciados por la historiografía dominante, la catalanista, la castellana o el Franquismo, ya que el relato de Aragón, por su poco peso demográfico, queda subordinado a los intereses de unos y otros".

"Tenemos nuestro pasado y doy el punto de vista provocador alternativo para entender un poco las líneas maestras en las que se mueve este trabajo", indica Lerín, que es consciente de que al tratarse de un ensayo, puede quedar algo desfasado en unos meses. De hecho, se publicó en junio de 2019 cuando Teruel Existe era un movimiento de protesta que reivindicaba infraestructuras, mientras que ahora forma parte del Parlamento, "y con su discurso de la España vaciada no deja de ser un ejemplo aragonés de cómo se ha planteado la forma de ver la identidad".

El tesón y la tozudez, dos señas de identidad del pueblo aragonés, no han sido suficientes para reivindicarnos como pueblo, algo que Lerín achaca a una "pérdida de la conciencia colectiva de lo que somos" y, por tanto, "a una falta de peso de lo propio", sin olvidar que desde el punto de vista de la configuración del estado "el peso demográfico de Aragón hace que sea complicado salir de esa dinámica".

Si a ello se suman "los localismos, el provincialismo..., que han hecho que en determinados momentos hayamos ido separados, todo ha contribuido a generar esta sensación de debilidad colectiva".

Etiquetas