Sociedad

SOLIDARIDAD

Ayuda al Desarrollo abre en Senegal una oficina de farmacia

En el proyecto han participado Edgar Abarca (Barbastro) y Diego Marro (Huesca)

Ayuda al Desarrollo abre en Senegal una oficina de farmacia
Ayuda al Desarrollo abre en Senegal una oficina de farmacia
S.E.

BARBASTRO.- Los farmacéuticos altoaragoneses Edgar Abarca (Barbastro) y Diego Marro (Huesca) han regresado "a casa" tras su participación en el proyecto innovador de implantación de una oficina de farmacia en el Centro de Salud y Maternidad de Keur Modou Khary (Senegal) para garantizar el acceso al sistema sanitario de la población, por iniciativa de la ONG Ayuda al Desarrollo. Ambos han formado parte del equipo de cinco personas con los especialistas Martín Muñoz (Córdoba), Gorka Urruzuno (Bilbao) y Santiago Gómez (Barcelona).

En conjunto, piensan que "esta iniciativa novedosa es un paso adelante y mejorará de forma notable la calidad de vida de la población. La oficina de farmacia, dentro del marco legal senegalés, contribuirá a paliar deficiencias en el suministro de medicamentos, problema recurrente en todo el país. Se gestionaría por personal local acompañado por farmacéuticos especialistas y para alcanzar el objetivo es necesario contar con personal especializado" han explicado.

Por tanto "el proyecto contempla la posibilidad de proporcionar formación en formulación magistral y más a largo plazo, la creación de puestos de trabajo para contribuir al desarrollo económico de la comunidad y de paso, frenar el éxodo juvenil que es muy acusado". En fase inicial, "en espera de las autorizaciones, la sala funciona como aula de formación e instalación piloto para mostrar las posibilidades que tiene el proyecto, sensibilizar a las autoridades sanitarias, administrativas y al conjunto de la población".

En el transcurso de la estancia en el poblado senegalés han formado a jóvenes en técnicas de formulación magistral para seguir adelante con la actividad; "la intención es de continuar mediante formaciones periódicas en contexto de investigación-acción que implique a las Universidades para que pueda afectar a alumnos de la Facultad de farmacia que enriquecerían su formación", según explican los dos farmacéuticos.

El objetivo final, "mejorar el acceso a los medicamentos para la población en un entorno rural difícil y aislado, al mismo tiempo que los participantes tienen posibilidad de adquirir conocimientos y mejorar sus capacidades". Además, "avanzamos en la parte administrativa gracias a la implicación de autoridades locales. Se han mantenido conversaciones con las autoridades sanitarias y administrativas para integrar el proyecto en el sistema sanitario senegalés".

La ingeniera oscense Ana María Fuertes, de la ONG Ayuda al Desarrollo, "coopera con su trabajo desde el año 2012, cuando recaló para acometer el proyecto de electrificación del poblado", añaden.

Etiquetas