Sociedad

CHISPA

Correos y taxis, amarillos en Carlomagno

Los buzones postales son amarillos y en muchas ciudades del mundo también lo son los taxis, incluso en Barcelona son negros y amarillos, los colores de Carlomagno, símbolo de distinción y que eligió el italiano Francisco de Tassis para el servicio de postas que impulsó en Europa. Lo cuenta la investigadora María Jesús Hernández a raíz de la polémica suscitada por la decisión del operador postal español de rotular buzones, furgonetas y algunas oficinas con los colores de la bandera arcoiris para conmemorar el Día Internacional del Orgullo, el 28 de junio, y mostrar su compromiso con el colectivo LGTBI. Consciente de que "en la Historia Postal lo que se ignora supera con creces lo que se conoce", parafraseando al filatélico Leoncio Mayo, es por lo que Hernández ha querido aprovechar para recordar el porqué los buzones de correos son amarillos.

Etiquetas