Comarcas

COLABORAN: CAJA RURAL DE ARAGÓN Y DIPUTACIÓN PROVINCIAL DE HUESCA

Carla Nicolás: “El medio rural es más inspirador para crear por el tiempo que dedicas a observar”

#CONTRALADESPOBLACIÓN

Carla Nicolás trabajando en su taller e imprenta artesanal.
Carla Nicolás trabajando en su taller e imprenta artesanal.
Carla Nicolás

En la quietud de Berdún, Carla Nicolás ha encontrado tiempo. Es una de las principales “materias” que necesita un artista para crear, imaginar y producir. Y, para esta artista gráfica, el tiempo brota ahora por los caminos y los paisajes de la localidad jacetana a la que llegó desde Zaragoza hace un año con su pareja, Guillermo García, y su hija Valeria.

Con ella, trasladó también su imprenta artesanal ‘El Calotipo’. Ahora, desde su taller, su obra llega al mundo, ya que ha sido seleccionada por el proyecto #PorqueNoMeVes de Mia Art Collection, una galería que pretende visibilizar el arte hecho por mujeres.

A esta propuesta, lanzada en colaboración con Arte Informado y comisionada por Natalia Alonso Arduengo, se han presentado más de 300 artistas de 23 nacionalidades diferentes, de las que han sido seleccionadas 15 piezas, que se pueden ver en una exposición virtual. Entre ellas, se encuentra ‘Paisaje privado’, obra del proyecto ‘Abrigo’ de Carla Nicolás, que desarrolló durante una residencia artística en La Casa de Velázquez en Madrid, con el que habla de la experiencia de la maternidad y de la dificultad de compatibilizarlo con su profesión.

La inspiración le llegó cuando estaba embarazada y, precisamente, la pieza seleccionada para esta exposición virtual, que se ha programado en torno al pasado 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, expresa el estado emocional de los 84 trayectos de AVE que tuvo que realizar entre Zaragoza y Madrid durante su residencia artística. Viajes en los que ahondaba en esa reflexión de su condición de madre y artista y que traslada a su obra.

Aquella etapa que vivió como una “locura”, por los 84 trayectos que realizó para estar en Madrid de lunes a jueves, la convirtió en el eje de su obra. Compuesta a base de tiras de papel, es un gráfico emocional para expresar todos esos sentimientos que le generó la experiencia.

La obra ‘Paisaje privado’ de Carla Nicolás ha sido seleccionada para una exposición internacional.
La obra ‘Paisaje privado’ de Carla Nicolás ha sido seleccionada para una exposición internacional.
Carla Nicolás

Pero Carla Nicolás es también una de las artistas rurales del Alto Aragón que se ha sumado a la convocatoria lanzada por el Proyecto Concilia y ARTmosfera para crear una red de artistas y artesanas rurales, para darse a conocer, para dar visibilidad a su trabajo y para poder iniciar futuras colaboraciones.

De Zaragoza a Berdún para ganar tiempo

Desde el nacimiento de su hija Valeria, ya tenían en la cabeza con su pareja trasladarse a una casa con jardín. Primero pensaron en el entorno de Zaragoza, pero inicialmente en ningún momento se plantearon que sería Berdún el lugar elegido. Casualmente, se alojaron en una casa de turismo rural de allí porque barajaron la posibilidad de comprar otra propiedad próxima y se sintieron tan bien acogidos…

Berdún se ha revelado ahora como su lugar ideal para criar y crear. “El medio rural es más inspirador para una artista por el tiempo que dedicas a observar. Te coges la cámara de fotos, te vas por cualquier camino y...”, expresa Carla.

Atrás queda el ajetreo de la ciudad para compatibilizar su trabajo con la crianza de su hija. Otra de las obras del proyecto ‘Abrigo’, ‘274/ Autobiografía’, fue la ganadora de la XXX edición del Premio Isabel de Portugal. Todo el trabajo se expuso hace un año en el Palacio de Montemuzo de Zaragoza.

Ahora, dedica la mañana a la producción en el taller de obra gráfica, impresión de tarjetas, invitaciones... y a experimentar y desarrollar su obra artística. La tarde se la toma libre para la crianza y la inspiración.

“Es más difícil que se compre obra de mujer”

Con todo, entre el traslado y la reforma de la casa en la que han ido trabajando con su pareja, Guillermo García, todavía no ha tenido tiempo de realizar obra nueva, pero sabe que Berdún es el lugar ideal. Ideal para crear y para vivir, por el entorno, la acogida de los vecinos, la calidad de la educación rural… Allí es donde escolarizaron a su hija este curso.

Con todo, “es más difícil que se compre obra de mujer y hay estudios que así lo demuestran”, reflexiona la artista. De hecho, “muchas galerías prefieren representar a hombres porque saben que vamos de dejar de producir en unos años y tardamos más en reanudar la actividad cuando eres madre”, indica.

Sin embargo, “por estar aquí (en referencia a Berdún y, en general, al medio rural) no siento que vaya a poder trabajar menos, todo lo contrario, porque aquí tengo más tiempo”, comenta. “Aquí es todo maravilloso, solo por el ritmo de vida y por poder desayunar los tres juntos, que antes era impensable”, concluye.

Etiquetas