Comarcas

NORMATIVA

Aragón prohibirá por ley la libre acampada de autocaravanas

La norma regulará esta modalidad turística, en aumento, para acabar con malas prácticas

Parquin para autocaravanas de Aínsa, con servicio para la evacuación de aguas y posterio llenado.
Parquin para autocaravanas de Aínsa, con servicio para la evacuación de aguas y posterio llenado.
E.P.

Tener un área perimetrada, ofrecer servicios como toma de electricidad, baños o instalaciones para la evacuación de aguas y el llenado posterior del depósito, además de llevar a cabo un control de pasajeros con la toma de su DNI como se hace en cualquier tipo de alojamiento, serán condiciones imprescindibles para la puesta en marcha y funcionamiento de zonas de acampada para caravanas, autocaravanas y furgonetas campers en la Comunidad de Aragón.

La Dirección General del Turismo del Gobierno autonómico está trabajando en la redacción de un decreto para acabar con el vacío legal que actualmente existe sobre las acampadas de este tipo de vehículos fuera de cámpines, una laguna jurídica que es fuente de “controversia” y conflicto sobre lo que está permitido hacer o no, además de ser una práctica que “entra en competencia” con los cámpines precisamente por falta de regulación.

Así lo entiende la directora general de Turismo del Ejecutivo autonómico, Elena Allué, quien asegura que el fin último de la nueva normativa es que la acampada libre de caravanas, autocaravanas y campers quede prohibida en Aragón como lo está ya la libre instalación de tiendas de campaña.

La tramitación del nuevo decreto arrancó con la orden del consejero de Industria, Competitividad y Desarrollo Empresarial, Arturo Aliaga, en octubre de 2020, y tras una consulta pública, en la que se recibieron 34 aportaciones acompañadas de 24 informes, se cuenta con un primer texto. La previsión es que el nuevo decreto, que introducirá la figura de áreas de autocaravanas, esté listo para el próximo verano, el de 2022.

Aunque esta modalidad de turismo está en auge desde hace años, los dos últimos veranos se está intensificando por la pandemia del coronavirus por ser una manera de viajar sin estar en contacto con mucha gente.

En la provincia de Huesca existen actualmente varias zonas para el estacionamiento de autocaravanas que gestionan los ayuntamientos correspondientes, como es el caso de Huesca ciudad, Aínsa, Sabiñánigo, Benasque, Castejón de Sos, Monzón o Sariñena. Elena Allué aclara que las autocaravanas pueden estacionar en las mismas condiciones que un turismo en cualquier zona (algo que regula la Dirección General de Tráfico), mientras que cuando acampan, la regulación corresponde al Gobierno aragonés a través de la Dirección General de Turismo. Se considera que estos vehículos y sus ocupantes acampan cuando despliegan toldos, abren ventanas que ocupan espacio público o instalan mesas y sillas en el exterior, algo que pueden hacer en los campings o en algunas de las áreas de autocaravanas existentes, que quedarán reguladas con la nueva orden en la que trabaja el Gobierno aragonés.

Objetivos

“Los ayuntamientos están haciendo zonas de acampadas pero no hay una regulación de esas áreas”, explica la directora general de Turismo, que apunta que tres son los objetivos de la nueva normativa que modificará el reglamento de alojamientos turísticos al aire libre: el cuidado del medio ambiente, la seguridad pública y la ordenación de este tipo de alojamientos.

Respecto a la conservación medioambiental, se hará una regulación “para que las evacuaciones se hagan siguiendo unas normas”, y en cuanto seguridad pública se actuará tanto para garantizar la seguridad de los acampados como de los vecinos de las localidades en las que estén la áreas de autocaravanas, con la instalación, por ejemplo, de una barrera en la entrada y un espacio de recepción o el vallado del recinto. Se pedirá el DNI de los acampados en autocaravanas tanto para las estadísticas de viajeros -en la actualidad no computan en los censos- como para su traslado a la Policía Nacional para un control de viajeros.

Elena Allué asegura que estas áreas de acampada “están proliferando” por la Comunidad y se muestra partidaria, como directora general de Turismo, de que “haya áreas de estacionamiento donde no haya campings”, ya que -apostilla- “entran completamente en competencia y los campings son alojamientos de extrema calidad en Aragón y referencia en todo el país”. Añade que los campings tienen tanto áreas de acampada como zonas de estacionamiento, éstas últimas más destinadas a quienes van en tránsito; y entiende que estos últimos viajeros son, más que quienes están varios días acampados, los usuarios potenciales de las áreas de autocaravanas que ahora se regularán y que tendrán una clasificación como tienen, por ejemplo, los hoteles por estrellas.

La directora general de Turismo incide en que la Diputación General de Aragón establecerá la normativa, pero son los ayuntamientos quienes gestionarán las zonas de estacionamiento y/o acampada y podrán decidir, entre otros aspectos, el coste por acampar. 

Etiquetas