Cultura

LITERATURA

Sergio Baches: “Siempre he investigado sobre el monasterio de Sijena”

El abogado e investigador recoge en un libro el saqueo del cenobio y la profanación del panteón

Los  encargados  de presentar el libro fueron Juan Yzuel y Salvador Trallero
Los encargados de presentar el libro fueron Juan Yzuel y Salvador Trallero
M.B.

El editor de Sariñena Editorial, Salvador Trallero y el coordinador de Sijena Sí, Juan Yzuel, fueron los encargados en la tarde del martes de presentar el libro ¡Fuego! La destrucción del monasterio de Sigena, escrito por el abogado e investigador Sergio Baches Opi, en la sala ‘la bóveda’ del restaurante Monegros, de Sariñena.

Baches, con raíces en Villanueva de Sijena, después de su vinculación durante 17 años al Instituto de Estudios Sijenenses Miguel Servet en diferentes cargos, actualmente es letrado en el Servicio Jurídico de la Comisión Europea, por lo que vive en Bruselas. Desde allí trasladó que durante años “siempre he investigado sobre la historia del monasterio de Sijena y en este libro se muestra un periodo de la historia poco conocido, con hechos confusos”, explica. Según señala, “las fuentes que he consultado únicamente permiten plantear hipótesis razonables sobre quién provocó la destrucción del monasterio. Todo parece indicar que fueron milicianos, posiblemente anarquistas, incluso hay una fuente que dice que eran procedentes de Cataluña, como los instigadores y ejecutores del incendio y con la participación del comité anarquista revolucionario local”.

Un ensayo histórico que repasa la situación que llevó al saqueo del monasterio, la profanación del Panteón Real, la personalidad de Doña Sancha o su descanso en el cementerio de Sena. “Hace tiempo que quería escribirlo”, afirma el escritor, quien explica que se muestran fotografías “del patio del monasterio destruido con restos de coches devastados, así como un documento sobre la certificación del acta de las votaciones en Villanueva de las elecciones generales del 16 febrero de 1936 para la elección de diputados a Cortes y que se encuentra en el Archivo de la Diputación Provincial de Huesca”.

En referencia al Panteón, donde estaban los restos del rey Pedro II, la reina doña Sancha, fundadora de Sijena, y de la infanta Dulce, Baches narra como “todos desaparecieron tras la profanación de los sarcófagos”, aunque existen testimonios, como el de Joaquina Ardanui, que afirmaba que fue enterrada en el cementerio de Sena. “En Sena siempre se ha contado que vieron a la momia de Doña Sancha y que el médico del pueblo decidió enterrarla en el cementerio, aunque algunas fuentes hablan de dos momias”, señala el investigador, quien opina que se podría comprobar; “el cementerio no es tan grande y ahora, probablemente, sería más fácil averiguarlo”.

Como abogado argumenta sobre los pleitos de Sijena que han sido muy bien realizados por el abogado Jorge Español y por el Gobierno de Aragón. “De las pinturas murales del siglo XIII lo que esencialmente resolvió el juzgado de primera instancia de Huesca es que las pinturas están en “precario” en el Museo de Arte de Cataluña. Con mucha prudencia, opino que el Supremo debería confirmar la sentencia y deberían volver al monasterio ya que se pueden trasladar sin ponerlas en peligro; jurídicamente, el asunto tiene poco recorrido”, concluye Baches.

Etiquetas