Cultura

CONCIERTO

La Gala Lírica de Graus, todo un éxito en una noche mágica

Dirigida por María Ángeles Sarroca, destacó por el nivel de los intérpretes

María Ángeles Sarroca, cuarta por la izquierda, ovacionada al final de la gala.
María Ángeles Sarroca, cuarta por la izquierda, ovacionada al final de la gala.
E.F.

Tras el obligado parón del pasado año, la Gala Lírica ‘Villa de Graus’ regresó este viernes por la noche al claustro de la Basílica de la Virgen de la Peña cosechando un éxito rotundo. La cita, organizada por la Asociación Amigos de la Peña y el Ayuntamiento grausino, completó el aforo en una velada muy agradable marcada por el altísimo nivel de los intérpretes, discípulos de la soprano grausina y profesora de canto, María Ángeles Sarroca, ‘alma mater’ de un evento, sin duda, exquisito.

El pianista Pablo Lleida, aclamado en varios momentos por el público, acompañó todas y cada una de las piezas recogidas en el programa de esta décimo novena Gala Lírica, que presentaron conjuntamente el concejal de Cultura de Graus, Julián del Castillo, y su directora María Ángeles Sarroca.

El público disfrutó de una velada muy agradable.
El público disfrutó de una velada muy agradable.
E.F.

La cuidada puesta en escena, gracias al vestuario y los complementos proporcionados por Joaquín Mayugo y a la peluquería y el maquillaje de Regina Buetas hicieron lucir aún más un delicioso recital en una noche entrañable en la Virgen de la Peña.

La primera parte comenzó con Montserrat Melero interpretando el aria de Linda de Chamounix de Donizetti; prosiguió Marta Roca, con el aria de La favorita, del mismo autor; Pau Camero tomó el relevo con el aria de Don Pascuale. Regresó entonces Montserrat Melero con La musete, de La Boheme en lugar de Voces de Primavera, como estaba previsto. Marta Roca interpretó el aria de Paulina, de La dama de picas. Siguió Alba Taverna con el aria de Candide; Montserrat Melero y Marta Roca ofrecieron el Dúo de Lakmé, una de las actuaciones más aplaudidas, antes de que Óscar Badías interpretara la primera de sus jotas, la romanza y jota de La bruja de Chapí. Pau Camero deleitó al público la romanza de La tempestad y Alba Taverna con otra romanza, la de La Generala. Como colofón a la primera mitad, Badías cantó la jota de El trust de los tenorios.

El tenor Óscar Badías en una de sus actuaciones.
El tenor Óscar Badías en una de sus actuaciones.
E.F.

El público, en una complicada decisión dada la calidad de los cantantes, tuvo que puntuar cada una de las actuaciones de esta primera parte. Los ganadores serán las figuras invitadas en la edición del año próximo.

La segunda parte del concierto corrió a cargo, como es habitual, de las figuras invitadas ganadoras de la Gala de 2019: Rosa Mari Ramírez y Andreu Miret que cantaron a dúo y por separado.

Andreu Miret y Rosa Mari Ramírez, fueron los artistas invitados.
Andreu Miret y Rosa Mari Ramírez, fueron los artistas invitados.
E.F.

Andreu Miret comenzó en solitario con la Canción de Sigmund de La Walkiria, de Wagner. A continuación, Rosa Mari Ramírez y el propio Miret cantaron el vals de Hanna y Danilo de La viuda alegre, de Lehar; el dúo de La Antonelli y Giuseppini de El dúo de la Africana de Fernández Caballero, y por último, el dúo de La revoltosa, de Chapí. 

Etiquetas