SD Huesca

JORNADA 26

Bolo espera a un Huesca con las "alertas encendidas" por el partido de ida

El entrenador de la Ponferradina ve a la oscense como una de las mejores plantillas

Bolo espera a un Huesca con las "alertas encendidas" por el partido de ida
Bolo espera a un Huesca con las "alertas encendidas" por el partido de ida
R.G.

PONFERRADA.- El entrenador de la Ponferradina, Jon Pérez Bolo, espera este sábado en El Toralín a un Huesca con "las alertas encendidas después del partido reciente en la primera vuelta", según señaló en su comparecencia ante los periodistas de este viernes.

Ello a pesar de que el equipo berciano encajó una derrota (2-0), aunque tuteó durante muchas fases del encuentro al conjunto oscense hasta que la expulsión de Isi Palazón lastró sus opciones de lograr un resultado positivo.

"Saben que somos un equipo difícil, que vamos a correr y presionar hasta el final", afirmó el técnico bilbaíno, que consideró al tercer clasificado de LaLiga SmartBank, que podría lograr la segunda plaza provisionalmente caso de ganar en Ponferrada, como "una de las mejores plantillas, pero han pasado igualmente grandes plantillas y las han pasado canutas para poder puntuar".

"Se trata sobre todo de intentar no cometer errores porque en esta categoría te penalizan mucho y algún día seguramente tendremos la suerte de ponernos por delante en el marcador", apuntó.

Sobre un mercado invernal que está "deseando que acabe", el técnico vasco quiso dejar claro a los jugadores con los que no cuenta pero que se niegan a abandonar la plantilla que "es imposible hacer algunas tareas con tanta gente y por eso quizá alguno se queda fuera y es una responsabilidad y decisión suya porque se ha sido franco con ellos y no quiero que haya malas caras".

UN MERCADO MOVIDO

La Ponferradina se ha movido bastante en este mercado de invierno. La Deportiva se ha reforzado con cinco fichajes, con los que ha suplido las cinco salidas que ha tenido. El club leonés se ha visto obligado a salir al mercado debido a las marchas de Isi Palazón, por quien el Rayo Vallecano ha pagado 600.000 euros para suplir a Adrián Embarba, y José Antonio Caro, a quien ha repescado el Valladolid para cubrir la baja de Andriy Lunin.

Para suplirles, la Ponferradina se ha hecho con René, meta que llega cedido por el Almería, y Omar Ramos. El exazulgrana ha llegado con la carta de libertad tras rescindir su contrato con el Oviedo, donde no estaba teniendo mucho protagonismo (nueve partidos).

No ha sido el único extremo que ha incorporado el equipo, ya que también hayan llegado en calidad de cedidos Javi Navarro, del Cádiz, e Ivi López, del Levante. Este último ha completado la primera mitad de la temporada con el Huesca, con el que ha jugado siete partidos de liga y dos de Copa con un gol. El madrileño ha caído de pie en los esquemas de Jon Pérez Bolo, ya que ha disputado los dos partidos en los que ha estado disponible completos y se estrenó la semana pasada como goleador del cuadro leonés.

El otro fichaje que ha realizado el club ha sido el del lateral derecho Iván Rodríguez, prestado por el Málaga. Y, además de Caro e Isi, también se han ido cedidos Jon García (Racing de Ferrol) y Magagi (Getafe B), y la dirección deportiva cortó la cesión del delantero aragonés Sergio Buenacasa, que estaba préstamo por el Mallorca y que ha hecho las maletas rumbo al Málaga.

Etiquetas