Huesca

PANDEMIA DEL CORONAVIRUS

Mateo Ferrer: "Hemos logrado evitar 500 contagios en el resto de residencias"

La Abubilla, de Yéqueda, cumple un mes en servicio y ha cambiado la tendencia hacia las altas

Mateo Ferrer: "Hemos logrado evitar 500 contagios en el resto de residencias"
Mateo Ferrer: "Hemos logrado evitar 500 contagios en el resto de residencias"
S.E.

HUESCA.- La Residencia La Abubilla, de Yéqueda, abrió hace un mes como centro intermedio para acoger los casos de otras residencias y "descongestionar el sistema sanitario para que no hubiera saturación hospitalaria" y acoger los casos positivos de otros centros residenciales "antes de que contagiaran al resto de residentes", explicó Mateo Ferrer, director de La Abubilla. Con la 73 personas que han pasado por el centro desde su apertura, "probablemente hemos logrado evitar como mínimo 500 contagios" en el resto de residencias, afirmó Ferrer, que recordó la alta letalidad en las residencias.

Trece de los internos en Yéqueda ya han recibido el alta y dos, tras recibir el PCR negativo el miércoles, volverán este jueves a su residencia de origen. Tras unos inicios muy duros en los que la nota predominante fueron las muertes, siguen, la tendencia cambió hace un par de semanas y se mantiene, ya que "esta semana hay muchas altas previstas".

El primer alta "fue un impás en nuestro día a día y en la mentalidad. Vimos que por fin el trabajo intenso daba su fruto y tuvimos visos de que podíamos empezar a ver la luz", dijo Ferrer, quien agregó que cada alta sigue siendo un momento muy emocionante.

Pero hasta llegar a ese cambio de tendencia las primeras semanas fueron muy duras, concentrándose en ellas las 25 defunciones que ha habido en Yéqueda.

El cambio respecto a los primeros días se nota en todos los aspectos, dijo Ferrer. "Tenemos más medios, más material y cada día sumamos material y equipo". Además, la experiencia de los 55 trabajadores tampoco tiene nada que ver, al tener ahora los protocolos totalmente interiorizados y ser, "además de eficaces, eficientes".

En La Abubilla, con una capacidad para 46 personas, había el miércoles41 residentes de toda la provincia y también de Zaragoza. Y es que la de Yéqueda fue el primer centro de este tipo que se abrió en todo Aragón y, sobre todo al principio, también acogía casos de Zaragoza "e incluso estuvimos a punto de recibir de Teruel".

SALUD PÚBLICA E IASS

Salud Pública es la encargada de la dirección médica del centro y es quien decide quién ingresa, a quién se deriva a otros centros como el Hospital San Jorge y a quién se le da el alta.

Estas residencias son fruto del trabajo conjunto entre Salud Pública y el IASS, que aporta "mucho material a nivel asistencial".

Salud Pública aporta el material médico y clínico "para dar una atención similar a lo que es una planta de hospital, aunque allí tienen más medios". "Tenemos oxígeno, pulsioxímetros, electrocardiogramas... y si con todo ello no podemos atender, se derivan al hospital", explicó el director de Yéqueda.

Etiquetas