Huesca

CORONAVIRUS

El futuro del ocio nocturno, en el aire por las interpretaciones del auto del TSJA

La DGA afirma que supone una fase 2 dura, sin bares de copas, pero el sector, que pidió las cautelares, cree que es volver a la flexibilización previa

La continuidad del ocio nocturno está en duda por las interpretaciones del auto del TSJA.
La continuidad del ocio nocturno está en duda por las interpretaciones del auto del TSJA.
Rafael Gobantes

El futuro inmediato del ocio nocturno y, en general, de la hostelería, es una incógnita. El TSJA, a instancias de las asociaciones hosteleras de Zaragoza, ha anulado este lunes por la mañana dos de las últimas restricciones que entraron en vigor la pasada semana: la reducción del horario en ocio nocturno (cierre a la 1 de la madrugada) y la bajada del aforo en la hostelería en general (que había pasado al 50 % en interiores con 6 personas máximo por mesa y al 100 % en terrazas con 10 clientes). Con la argumentación del TSJA en su auto -"no consta (...) una directa relación entre la hostelería y el nacimiento de los nuevos brotes"- y teniendo en cuenta que era la propia hostelería la que había pedido la supresión de las restricciones, la interpretación más evidente es que las condiciones para el sector volvían a las de fase 1, imperantes hasta el jueves 8 de julio y que permitían abrir al ocio nocturno hasta las 3 y, en general, daban más aforo a bares y restaurantes (100 % terrazas y 75 % interiores).

Sin embargo, el Gobierno de Aragón interpreta que con este auto del TSJA debe cerrar el ocio nocturno por completo y limitar el aforo de toda la hostelería. Argumenta que el auto solo acuerda la "suspensión cautelarísima de la eficacia" de los puntos referidos a ocio nocturno y hostelería -5.1.a y 5.1.q de las flexibilizaciones para hostelería del nivel 2- y que no entra a juzgar en qué fase sanitaria debe estar Aragón. Por tanto, esa anulación cautelarísima supone, según la DGA, que la comunidad pasa de manera inmediata a nivel 2 sin modular, el duro, y, por tanto, el ocio nocturno debe cerrar y la hostelería tener menos aforo.

Y para "evitar" ese nivel 2 duro, la DGA va a presentar alegaciones contra la suspensión de las modulaciones para ocio nocturno y hostelería. El Departamento de Sanidad, en una nota emitida este lunes por la tarde, afirma que la decisión cautelarísima del TSJA supone de forma inmediata el cierre del ocio nocturno, el cierre del resto de hostelería a las 23 horas (excepto la comida para llevar) y aforos al 50 % tanto dentro como afuera con un máximo de 6 personas por mesa.

"El Gobierno de Aragón, como ha hecho a lo largo de toda la pandemia, tratará de este modo -con la alegación ante el TSJA- de minimizar el impacto económico de las medidas sanitarias y de salud pública imprescindibles para preservar el derecho a la salud y a la vida de los aragoneses y de cuantas personas están en el territorio de Aragón", concluye el comunicado del Ejecutivo regional.

Interpretación radicalmente contraria de la hostelería

Esta mañana, antes de conocerse la postura de la DGA, la Asociación Profesional de Empresarios de Cafés y Bares de Zaragoza y Provincia afirmaba estar satisfecha con el auto de la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Aragón que estima íntegramente la petición de medidas cautelarísimas por las restricciones adoptadas sobre el sector por el Gobierno de Aragón con la vuelta a nivel de alerta sanitario 2.

Este colectivo, junto con la Provincial de Salas de Fiesta, Baile y Discotecas de Zaragoza, solicitó el pasado viernes la adopción de medidas cautelerísimas contra la decisión del Gobierno de Aragón de restringir horarios y aforos en hostelería, de acuerdo con el incremento de contagios por covid-19 entre la población joven, y reclamaba la vuelta a la situación previa a la última batería de restricciones.

Tras el auto del TSJA conocido esta mañana, el presidente de la Asociación de Cafés y Bares de Zaragoza y Provincia, José María Marteles, ha calificado -antes de conocerse la interpretación que hace la DGA- de "gran satisfacción" que el TSJA haya ratificado que, "apriorísticamente, no consta una directa relación entre la hostelería y el nacimiento de los nuevos brotes, entendiendo que es público y notorio que han sido los viajes de fin de Bachillerato, así como las fiestas ligadas al fin de curso, a menudo con característica de botellón, los que han generado los nuevos brotes, surgidos en las zonas de costa y posteriormente exportados al interior".

"Las empresas del sector venimos demandando insistentemente seguridad jurídica, interlocución y proporcionalidad en la toma de decisiones", ha añadido, toda vez que ha incidido en que su compromiso con la situación sanitaria, después de dieciséis meses de pandemia, está "fuera de toda duda", si bien insta a "superar de una vez por todas" la falsa dicotomía entre sanidad y actividad económica y actuar sobre los comportamientos sociales "que verdaderamente provocan incrementos de contagios".

Por otra parte, fuentes del TSJA han indicado a este periódico que cuando se anulan unas medidas, se vuelve al punto anterior, en alusión al cierre a las 3 de la mañana del ocio nocturno y mayores aforos en hostelería. Al respecto, han subrayado que quienes presentaron el recurso contra las medidas fueron dos asociaciones hosteleras y que la argumentación de los jueces en su auto resalta que no se ha detectado relación directa entre la hostelería y los brotes. También hace hincapié en que ahora la mayoría de contagios es entre jóvenes, lo que reduce la gravedad de los brotes y su repercusión en el sistema hospitalario.

Etiquetas