Huesca

Dia de las fuerzas armadas

Carmelo Bosque: "Quien quiera comer el sábado en Huesca, necesitará reserva previa"

El presidente de los hosteleros cree que la afluencia de público "será masiva"

Ambiente en las terrazas de Huesca durante la tarde de este miércoles
Ambiente en las terrazas de Huesca durante la tarde de este miércoles
Pablo Segura

Los hostelería está a punto de vivir uno de los días “con más jaleo” desde el comienzo de la pandemia. Y es que, este sábado 28 de mayo los hosteleros ya avisan de que “quien quiera comer en un restaurante, tendrá que tener reserva previa”.

Así lo expresa el presidente del gremio en la provincia, Carmelo Bosque, quien destaca también la alta ocupación hotelera para este día en Huesca.

“La afluencia de público será masiva, puesto que es un acto de gran importancia y muy significativo”, apunta, algo que hará que “los oscenses salgan a la calle a verlo y, además, vendrán personas desde otros puntos de la provincia, así como de comunidades vecinas”.

Por ello, Bosque desea que “el día acompañe y haga buen tiempo”, para que todas aquellas personas que vengan se queden en la ciudad.

A todo ello, se le suma también todas las celebraciones de comuniones y de bodas que hay organizadas para este día. “No podemos olvidar que estamos en época de muchas celebraciones”, por lo que se hace todavía más imprescindible “asegurarse un sitio para comer”.

La hostelería "está preparada"

Pese a la cantidad de oscenses y visitantes que este sábado comerán en Huesca, Bosque subraya que “la hostelería estará al nivel que todos esperamos”, llegando a hacer dos turnos en el caso de que sea necesario, “pero si los locales están llenos, no hay posibilidad de más”.

Además, el presidente del gremio asegura que “la ciudadanos y hosteleros están encantados con que este evento se realice en la ciudad de Huesca”, por lo que tiene que ser “un día para disfrutar”.

Así mismo, los cuatro restaurantes de la provincia de Huesca que cuentan con Estrella Michelín, es decir, el Lillas Pastia, el Tatau Bistro, Espacio N y el Callizo de Aínsa, ofrecerán en la recepción que se hará en el Palacio de Congresos a los Reyes de España una vez termine el desfile, una serie de tapas (dos por cada restaurante), con las que se pondrá en valor productos de nuestra tierra.

“Lo significativo de esta iniciativa es que no hay nadie que lleve la marca, sino que estamos trabajando en conjunto cerca de 80 personas para que esto salga perfecto”, apunta.

Sin duda, una manera de “ir todos hacia el mismo camino, en este caso, representando a Huesca y a que la ciudad deje el listón muy alto a nivel gastronómico”, puesto que la celebración de este Día de las Fuerzas Armadas supone un gran escaparate a nivel nacional para la ciudad oscense.

En este sentido, el presidente de los Hosteleros también pide comprensión a los clientes, ya que “estarán a tope”, pero siempre manteniendo el convencimiento de que los hosteleros en esta ciudad “son capaces de hacerlo y de hacerlo todo bien”.

Etiquetas